miércoles, 7 de marzo de 2012

Descubriendo el mundo y contándolo!

Estoy disfrutando de mis hijos cada día más. No porque no los haya disfrutado antes, no es así. Cada etapa ha sido plena y en cada una he pensado que no sería posible una vivencia mejor... Recuerdo que en un foro, luego de haber contado yo las andanzas de mi hijos, bebés aún, una mamá me dijo que le daba cierta nostalgia esa época pero que le encantaba cómo eran sus hijos a los dos años. Y yo pensé que claro, que era su madre, que sus hijos ya no iban a ser bebés nuevamente y que seguramente sería muy bonito pero que el encanto de bebés era inigualable: su ternura, lo que aprendían y crecían cada día, su forma de compartir y de manifestar su amor... Qué equivocada estaba!!!
Ayer Nico hizo un descubrimiento maravilloso: estuvimos en la tarde mirando la luna desde el balcón, blanca y redonda en el cielo celeste. Luego de la cena volvió a salir y me llamó a los gritos, señalándola: "mamá luna luz!" Su carita de alegría, todo su cuerpito lleno de esa felicidad que da aprender algo nuevo y en este caso tan bello, daban cuenta de las transformaciones que se producen en mi niño y que no puedo ver salvo en lo que se manifiesta. Mi hijo se hizo un poquito mayor, descubrió por sí mismo que la luna de noche está iluminada y se lo enseñó a cada uno de sus hermanos. No costaba ver ese orgullo inocente y genuino y sus hermanos estaban la mar de felices también, sumándose luego con sus vocecitas "luna luz! luna luz!"
Sofía está con la lengua cada vez más suelta (o "hecha una picuda" como diría su abu Carmen). Ayer fuimos juntas a una clase de eutonía para mamás con bebés y aproveché la oportunidad para hacer un viaje en colectivo, una experiencia nueva para ella. Creo que se asustó un poco cuando el chofer arrancó y nosotras seguíamos paradas, ella a upa, sacando el boleto y luego caminando al asiento, pero no dijo nada, sólo se apretó fuerte a mi. Yo no hice ningún comentario sobre eso, sólo le mostré lo que podía ver desde la ventana y como el viento movía sus rulitos. Al volver de la clase era horario congestionado, así que tomamos un taxi. Cuando pasó un colectivo al lado me dijo "tivo calle lejos ráaaaapido brrrr!" haciendo un gesto que acompañaba el vértigo de velocidad que ella había sentido. Le pregunté si quería volver a viajar en colectivo y me dijo que sí muy sonriente, así que me quedé tranquila y por otro lado sorprendida: yo no le dije que el colectivo iba rápido, ella lo supo, tampoco que íbamos lejos (era sólo a 5 min de casa, pero para ello debió ser mucho). Y además me sorprendió que usara tantas palabras juntas, antes de eso lo máximo en general eran tres. Esta mañana, cuando la vestí, cumpliendo su requisito de que tiene que tener algo del mismo color si hay más de una prenda, le mostré que en su remera había un gatito rosa y su pantalón era rosa también(costó porque la remera era verde con varios dibujos, pero con este argumento se dejó vestir así). Entonces al bajar del cambiador fue con su otra mamá y le dijo "tito emera missssmo color pantaón" señalando todo. Y así siguió todo el día "tauuu tele a domí siessssta mamá" diciendole al dibu de la tele que ven mientras terminamos de acomodar lo del almuerzo, que iban a dormir la siesta conmigo.
Gabriel sabe que la mamadera de Nico tiene una marquita, que fue variando para que sea cada vez más imperceptible y poco apetecida: si tenía manijas todos querían esa, si la mamadera era más grande también, aunque el contenido sea el mismo. Esto es porque Nico se tomaba 2 mamaderas seguidas (la de él y las dos mitades que dejan habitualmente sus hermanos) y luego no comía más... Así que ahora sus mamaderas son "bautizadas"  como recomendó su homeópata (y funciona!). La última vez puse un pedazo pequeñito de cinta aisladora blanca sobre el recipiente a la altura que queda cubierto con leche. Gaby aceptó la meme que le dí, pero agarró la que tenía la cinta, le pasó el dedo por encima y me dijo "maquita Quico" como diciendo: "mamá, me tomo esta, pero esta otra es la que tiene la marquita para Nico, yo lo sé..."
Así están. Así son. Así descubren el mundo y  a sí mismos cada día... Y así nos tienen, cada vez más enamoradas.

3 comentarios:

  1. Disfrutar y compartir,entendiendolos dentro de sus primeras palabras, es un momento enriquecedor, en este momento hay una devolucion y es lo mejor y de ahora en mas y mas alla de sus dificultades de exprecion vas a ver q la comunicacion directa o medianamente directa, segun sus posibilidades, es lo mejor. Para hacerlos apreciar como Nico la luna o como Gaby la meme de Nico o Sofi su sensacion de ir en colectivo. Esto es lo grandioso de nuestos pequeños hijos que van descubriendo el mundo de a poco y para los tuyos les queda mucho por descubrir y es maravilloso.
    Les mando un beso grande a los 5
    fatima

    ResponderEliminar
  2. Disfruté enormemente esa etapa con mi hija mayor y estoy deseando que los mayores lleguen a ella... Es genial!!

    ResponderEliminar
  3. PoNGAME UN BABERO PORQUE ME MOJO LA REMERA, AL VER LA EVOLUCION DE MIS AMADOS NIETOS!!!!!! BESOS LOS AMO!!!! QUE BUENA ESCRITORA ES MAMÄ: ME ACUERDO CUANDO ALGUIEN LE DIJO: QUE ESTUDIAS INGENIERIA SI PODES GANAR MAS COMO ESCRITORA!!!! LOS ADORO!!! BENDICIONES!!!!!

    ResponderEliminar

Gracias por dejar tu comentario!

Si te interesa que escriba sobre algún tema en particular puedes pedírmelo por correo a big.five.family@gmail.com. Gracias nuevamente!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...